Sala de PRENSA

La Policía Nacional desarticula una trama que estafó 805.000 euros a numerosas víctimas falsificando cheques bancarios

Policía Nacional

A Coruña, Italia, 14/05/2020

Dos detenidos en A Coruña y uno en Italia

Obtenían los datos de las víctimas mediante ingeniería social, envíos de correos electrónicos y contactos a través de anuncios clasificados en Internet, entre otros

En el momento de las detenciones, los agentes intervinieron 25 tarjetas de crédito a nombre de diferentes personas, así como anotaciones de números de tarjeta, nombres, fechas de caducidad y códigos de verificación

Agentes de la Policía Nacional han desarticulado una organización que logró estafar 805.000 euros a numerosas víctimas. Hay dos personas detenidas en A Coruña por pertenencia a grupo criminal, falsificación de documentos y estafa. Obtenían los datos de las víctimas mediante ingeniería social, envíos de correos electrónicos y contactos a través de anuncios falsificados en Internet, entre otros. Durante el registro del domicilio de uno de los investigados, en Valladolid, los agentes intervinieron 25 tarjetas de crédito a nombre de diferentes personas, así como anotaciones de números de tarjeta, nombres, fechas de caducidad y códigos de verificación.

Falsos intermediarios de compradores de inmuebles

Las primeras pesquisas tuvieron lugar cuando los agentes conocieron la existencia de un grupo organizado de ciudadanos de nacionalidad italiana, con sede en Milán, presuntamente dedicado a la comisión de estafas, mediante contactos por Internet en España, por cantidades que superan el millón y medio de euros. Su modus operandi consistía en contactar, a través de portales de compraventa de inmuebles en Internet, con personas que tenían a la venta fincas de lujo o promociones de viviendas. Una vez escogida la víctima, se interesaban por la compra de una de estas propiedades fingiendo ser intermediarios de potenciales clientes. Mantenían varias reuniones con ella y, tras llegar a un acuerdo sobre el precio de venta y la comisión que se llevarían por ponerle en contacto con el cliente, emplazaban un nuevo encuentro en una notaría junto con el supuesto comprador. El objetivo era formalizar un precontrato de compra, dejando en depósito un cheque por valor de 100.000 euros por la comisión en caso de materializarse, finalmente, la transacción inmobiliaria. Con la copia de los documentos ya firmados y la fotocopia del cheque depositado, los ahora arrestados realizaban falsificaciones íntegras del cheque mientras un tercer miembro del grupo acudía a diferentes sucursales bancarias, utilizando documentación falsa, para hacer efectivo el cobro. En el momento en que se hacían con el dinero contactaban con la víctima para disolver el acuerdo.

Registro de un domicilio en Valladolid

Finalmente, la investigación culminó con la detención de dos hombres de nacionalidad italiana en A Coruña y el arresto de una tercera persona en Italia, a la que le constaba una Orden Europea de Detención y Entrega. Todos ellos contaban con un amplio historial delictivo -tanto en Italia como en España- así como con reclamaciones judiciales pendientes por hechos similares a los investigados. En el momento de su arresto, los agentes intervinieron 25 tarjetas bancarias a nombres de diferentes personas, así como anotaciones de números de tarjetas, nombres, fechas de caducidad y códigos de verificación. Asimismo, realizaron el registro del domicilio de uno de los arrestados, ubicado en Valladolid. La cantidad total defraudada por parte de este grupo criminal se estima que asciende a 805.000 euros.

Además, la rápida actuación policial evitó la consumación de nuevas estafas por valor de 758.000 euros más.

El Ministerio en Twitter
@interiorgob