Sala de PRENSA

Grande-Marlaska defiende ante sus homólogos de la UE la necesidad de articular una verdadera cooperación con los países de origen y tránsito de la migración

Ministerio del Interior

Madrid, 08/10/2020

No existen vídeos relacionados con la noticia.

No existen audios relacionados con la noticia.

El ministro del Interior ha hecho esta defensa en la primera discusión sobre el pacto migratorio, que ha tenido lugar en la reunión informal del Consejo de Ministros de Asuntos de Interior de la Unión Europea (JAI), celebrada por videoconferencia bajo la presidencia alemana

En la reunión se ha abordado tanto el nuevo Pacto de Migración y Asilo presentado por la Comisión, la dimensión exterior del fenómeno migratorio y los avances para conseguir una asociación europea de policía más estrecha
 

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha defendido este miércoles ante sus homólogos de la Unión Europea la necesidad de articular una verdadera cooperación con los países de origen y tránsito de la inmigración, un elemento que ha señalado como indispensable si se quiere poner en marcha una política europea realmente eficaz en materia de inmigración y asilo.

Grande-Marlaska ha abogado por incrementar esta cooperación en la reunión informal del Consejo de Ministros de Asuntos de Interior de la Unión Europea (JAI), celebrada por vídeoconferencia bajo la presidencia alemana y en la que además de los ministros también han participado el vicepresidente de la Comisión Europea, Margaritis Schinas, y la comisaria de Interior, Ylva Johansson.

En esta reunión, los ministros del Interior de la Unión Europea han abordado el pacto migratorio presentado por la Comisión hace dos semanas, la dimensión exterior del fenómeno migratorio y los avances para conseguir una asociación europea de policía más estrecha.

"Ninguna política europea de migración y asilo será verdaderamente eficaz sin una asociación amplia y duradera con terceros países clave, la eficacia de nuestra política europea de migración y asilo depende de esta dimensión exterior", ha dicho el ministro español.

Grande-Marlaska ha puesto en este sentido de ejemplo el modelo español, basado en una cooperación efectiva con los países de origen y tránsito de la inmigración y en la lucha contra las mafias que trafican con personas, una fórmula que permitió reducir las llegadas irregulares en España en un 50 por ciento entre 2018 y 2019, un descenso afianzado este año con una reducción del 17 por ciento.

En base a esta experiencia, el ministro ha incidido en la importancia de concretar esta cooperación con los países africanos, ya que es "la única manera de luchar contra las redes que  trafican con migrantes".

El ministro ha agradecido en este ámbito a la comisaria Johanssson por acompañarle en el viaje que realizaron el pasado 18 de septiembre a Mauritania. En la visita, el ministro y la comisaria mantuvieron diversas reuniones de trabajo, entre ellas con el presidente del país, Mohamed Ould Cheikh El Ghazouani, en las que abordaron entre otros asuntos la cooperación en la gestión migratoria.

PACTO MIGRATORIO

En base a estos argumentos, a la hora de abordar en esta reunión de ministros del Interior el texto del pacto migratorio presentado por la Comisión hace dos semanas, Grande-Marlaska ha señalado que no se puede olvidar esta dimensión exterior. El ministro ha propuesto que el pacto recoja como un eje imprescindible "la mejora de la cooperación con los países de origen y de tránsito, tanto desde la perspectiva de la UE como desde la bilateral".

Grande-Marlaska ha agradecido a la Comisión, y especialmente a la comisaria Johansson y al vicepresidente Margaritis y sus respectivos equipos, el esfuerzo realizado para presentar el texto del pacto.  "El reto que nos concierne ahora a todos es conseguir que el principio rector de solidaridad y reparto equitativo de la responsabilidad sea una realidad", ha señalado.

"España pondrá todo de su parte para alcanzar un buen acuerdo para la UE y sus Estados miembros. Sin duda, necesitamos una política común de migración y asilo europea", ha indicado el ministro ante sus homólogos europeos.

Sobre el texto presentado por la Comisión Europea, Grande-Marlaska ha valorado que se contemple una solidaridad obligatoria, pero ha subrayado la necesidad de dotar de mayor claridad y amplitud a los mecanismos para su aplicación. "Un sistema en el que la presión se concentre en 5 Estados miembros no funcionará", ha señalado.

También ha destacado como elemento positivo que se reconozca la labor de aquellos estados que "cumplen con una obligación internacional" al realizar rescates marítimos.  Por último, ha echado en falta que en el texto no recoja medidas concretas para articular cauces de migración legal.

El Ministerio en Twitter
@interiorgob