Sala de PRENSA

La Policía Nacional desarticula el grupo de narcotraficantes más activo que operaba en los continentes europeo, africano y sudamericano

Policía Nacional

Dakhla, 06/12/2016

Primera operación policial hispano-marroquí contra el tráfico internacional de cocaína por vía marítima

Los agentes se han incautado de 2.575 kilos de cocaína a bordo de un pesquero a 100 millas de la costa del Sahara Occidental y han detenido a 18 personas en Marruecos y a otras seis en España, entre las que se encuentra el representante de la oficina colombiana en nuestro país

El grupo poseía una gran capacidad económica y logística que les permitía contar con un enorme despliegue de barcos para realizar el tráfico de cocaína por alta mar y así dificultar la actuación policial utilizando entre tres y cuatro embarcaciones simultáneas

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha destacado la "excelente cooperación policial existente entre España y Marruecos gracias a los equipos conjuntos, no solo para luchar contra el terrorismo o la inmigración irregular, sino también para frenar el tráfico de drogas por vía aérea, marítima y terrestre en el Estrecho de Gibraltar"

Descarga de imágenes de la operación

Agentes de la Policía Nacional española, en colaboración con la Policía de Marruecos, han desarticulado el grupo de narcotraficantes más activo que operaba en Europa, África y Sudamérica. Los agentes han intervenido 2.575 kilos de cocaína a bordo de un pesquero, interceptado a 100 millas del Sáhara Occidental, en lo que ha sido la primera operación policial hispano-marroquí contra el tráfico internacional de cocaína por vía marítima.

La organización desmantelada estaba asentada tanto en España como en Marruecos y formada por ciudadanos colombianos, españoles y marroquíes. El grupo poseía una gran capacidad económica y logística que les permitía contar con un enorme despliegue de barcos para realizar el tráfico de cocaína por alta mar y así dificultar la actuación policial utilizando entre tres y cuatro embarcaciones simultáneas. En el operativo han sido detenidas 18 personas en Marruecos y seis en España, entre las que se encuentra el representante de la oficina colombiana en nuestro país.

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha felicitado a los agentes y ha señalado que "esta última actuación policial constituye un importante golpe a una de las principales redes de narcos que operaba en tres continentes". El ministro ha destacado que "la formación de los agentes, no solo para luchar contra el narcotráfico, sino para poder analizar e investigar las infraestructuras económicas de estas organizaciones de narcos es vital para debilitar los recursos financieros del crimen organizado".

Zoido ha subrayado también la "excelente cooperación policial existente entre España y Marruecos gracias a los equipos conjuntos, no solo para luchar contra el terrorismo o la inmigración irregular, sino también para frenar el tráfico de drogas por vía aérea, marítima y terrestre en el Estrecho de Gibraltar. La voluntad política, la eficacia policial y el refuerzo de la cooperación internacional son los pilares para acabar con las redes del crimen organizado".

Varias embarcaciones simultáneas para el envío de coca

La investigación comenzó en Galicia cuando los agentes tuvieron conocimiento de la entrega a un conocido narcotraficante gallego de un cargamento de cocaína, que se iba a producir en el Océano Atlántico. Sin embargo, su participación en un juicio en la Audiencia Nacional por otro envío de cocaína, y su posterior condena a 10 años de prisión, impidieron su participación en esta nueva operación de narcotráfico. Por este motivo, se hizo cargo de la transacción de estupefaciente otra organización, de origen colombiano, liderada desde España, y cuyo cabecilla realizaba numerosos viajes entre Madrid, Bogotá y Venezuela.

La organización tenía bases tanto en España como en Marruecos y sus miembros eran ciudadanos colombianos, españoles y marroquíes. Con gran capacidad económica y logística, pretendían dificultar la actuación policial a través del empleo de tres o cuatro embarcaciones a la vez en cada transporte de la droga.

Durante el desarrollo de las pesquisas se averiguó que se iba a hacer una entrega de estupefaciente desde Surinam pero, tras dos intentos fallidos por motivos ajenos a los narcotraficantes, no pudieron llevarlo a cabo. A raíz de las tentativas frustradas, el responsable de la oficina colombiana en España puso en marcha un nuevo envío definitivo que tendría lugar desde Sudamérica a España para abastecer a un pesquero controlado por la organización desde Galicia.

Agentes de ambos países controlaron la embarcación sudamericana hasta el trasbordo del estupefaciente a un pesquero marroquí. Una vez que el pesquero marroquí llevó la droga oculta en sus bodegas, navegando en paralelo a las Costas de Mauritania y Marruecos para llegar hasta España con su carga, es cuando se decidió proceder a su asalto. Finalmente, los agentes procedieron al abordaje desde un helicóptero marroquí y dos patrulleras cuando se encontraba a unas 100 millas del Sahara Occidental. En ese momento, la tripulación arrojó al mar numerosos fardos de cocaína, encontrándose en el asalto 12 personas a bordo, 2.575 kilogramos del estupefaciente, 10.000 euros, un teléfono satelital y diversa documentación.

En total, 24 detenidos en España y Marruecos

Al saber los agentes de la Policía Nacional que el líder se disponía a viajar a Colombia desde España para conocer los detalles del abordaje policial a su embarcación, se produjo su arresto junto a otro miembro del grupo. El resto de las detenciones en suelo español –cuatro miembros más de la organización- tuvieron lugar cuatro días después. En total han sido detenidas 18 personas en Marruecos, 12 de ellas a bordo de la embarcación interceptadas, y otras 6 personas arrestadas en España.

La operación ha sido realizada por agentes del GRECO Galicia (Brigada Central de Estupefacientes) y UDYCO de Vigo (Jefatura Superior de Policía de Galicia), la Sección IV de la BCE, el GEO, del CITCO y MAOC de la Secretaría de Estado de Seguridad, Grupos de Vigilancia y apoyo de la UDYCO Central; todo ello en colaboración con la Dirección General de Seguridad del Territorio de Marruecos (DGST).

El Ministerio en Twitter
@interiorgob