Sala de PRENSA

La Policía Nacional coopera con las autoridades francesas en la detención de cinco personas por constituir una célula terrorista de financiación de DAESH

Policía Nacional

Madrid, 21/11/2018

La Comisaría General de Información ha cooperado con la Subdirección General Antiterrorista (SDAT) en la desarticulación de un grupo que realizaba transacciones de dinero dirigidas a sufragar las actividades de los combatientes en zona de conflicto.

Los agentes españoles han constatado que las transferencias que realizaba la célula a Turquía, estaban vinculadas directamente con la financiación de las actividades de los foreign terrorist fighters en Siria.

Los detenidos son tres varones y dos mujeres, todos de nacionalidad francesa y entre los que se encuentra un matrimonio que en enero intentó sin éxito viajar a Siria a través de Jordania.

Agentes de la Comisaría General de Información de la Policía Nacional han cooperado con la Subdirección General Antiterrorista francesa (SDAT) en la desarticulación de una célula activa del aparato de financiación de DAESH. 

La red se encontraba establecida en el país galo y era responsable del envío de numerosas remesas de dinero a Siria, destinado a dar soporte económico a los miembros de la organización terrorista. En varias ocasiones, esos fondos fueron empleados también por el grupo para el envío de yihadistas al objeto de integrarse en las filas de DAESH.


Tres de los detenidos habían expresado su deseo de marchar al supuesto califato instaurado por DAESH. Incluso dos de ellos iniciaron el pasado mes de enero el desplazamiento intentando entrar por Jordania, donde fueron rechazados en frontera y devueltos a Francia.

Vinculados con una red de envío de yihadistas desarticulada por la Policía Nacional

Las investigaciones de la Policía Nacional han afianzado las acusaciones de las autoridades franceses contra los ahora detenidos, presuntamente implicados en un delito de financiación del terrorismo e integración en organización terrorista. Los agentes españoles han contribuido con sus informaciones a evidenciar cómo las transferencias de dinero que enviaba esta célula a Turquía estaban vinculadas directamente con la financiación de las actividades de los foreign terrorist fighters en Siria. Uno de los detenidos trabajaba en una compañía de envío de dinero que le facilitaba su labor de remesador de DAESH.

Las informaciones facilitadas por los agentes derivan en parte de la desarticulación en 2014 y 2015 por la Policía Nacional de la primera red europea de envío de mujeres a Siria en la denominada operación Kibera.

Las detenciones se efectuaron ayer en las inmediaciones de París y Toulouse donde se llevaron a cabo tres registros domiciliarios.

El Ministerio en Twitter
@interiorgob