Servicis al CIUTADÀ

Pruebas de aptitud

  • Prueba de conocimientos teóricos.- Consistirá en la contestación, por escrito, de un cuestionario de sesenta (60) preguntas tipo test ajustadas al programa de materias teóricas, además se contestarán tres (3) preguntas reserva que figuran en el citado cuestionario. El tiempo para la realización de esta prueba será de sesenta y tres (63) minutos. Las preguntas de reserva, solamente, serán valoradas en el caso de que el Tribunal calificador anule alguna de las anteriores y siguiendo el orden establecido en el cuadernillo. Este ejercicio se calificará a razón de un (1) punto por respuesta correcta. Para ser declarado apto el aspirante deberá obtener como mínimo la mitad de los puntos (30 puntos), teniendo en cuenta que las respuestas mal contestadas puntúan negativamente conforme a la siguiente fórmula:

P = A - [E / (n - 1)], siendo:

P= número de puntos obtenidos.
A= número de aciertos.
E= número de errores.
n= número de opciones de respuesta a cada pregunta.
 

Finalizada la prueba de conocimientos teóricos, el Tribunal calificador, mediante acuerdo, hará público, en los lugares señalados en la convocatoria, el listado de aspirantes que han resultado aptos en dicha prueba y son convocados a realizar las pruebas de aptitud práctica con indicación de la sede, fechas y horas de realización de la prueba asignada a cada aspirante. No obstante, en el caso de que existiera más de un día para la realización de la prueba de aptitud práctica, se podrá autorizar el cambio de día a los aspirantes que lo soliciten por causas justificadas. Para ello deberán remitir solicitud en el plazo de 5 días naturales a partir del día siguiente a la publicación del listado de aspirantes aptos en la prueba de conocimientos teóricos, mediante el envío de correo electrónico a la dirección: dg-seprose-segprivada@guardiacivil.org

  • Prueba de aptitud práctica.- Esta prueba constará de dos ejercicios:
    • Primer ejercicio: Esta prueba, a su vez, se divide en dos partes:
      • Primera parte: Consistirá en el desmontaje y posterior montaje del arma a determinar mediante sorteo de entre las que figuran en el punto segundo del programa de materias prácticas. Este ejercicio se calificará como apto o no apto.
      • Segunda parte: A continuación, en caso de haber superado la primera parte, y conforme a las directrices establecidas en la convocatoria, el aspirante ejercerá la dirección simulada de un ejercicio de tiro de entre los que figuran en la Resolución de 28 de febrero de 1996, de la Secretaría de Estado de Interior, por la que se aprueban las instrucciones para la realización de los ejercicios de tiro del personal de Seguridad Privada, utilizando para ello el mismo arma que hubiera correspondido mediante sorteo en la primera parte. Este ejercicio se calificará como apto o no apto.
         
    • Segundo ejercicio: Consistirá en la realización de un ejercicio de tiro con fuego real, a determinar mediante sorteo de entre los descritos en la Resolución de 28 de febrero de 1996, antes mencionada. Se calificará como apto o no apto. 
      El día de la prueba de aptitud práctica, todo aspirante deberá estar en posesión de la licencia de armas tipo "A", "B", "C" o "F" en vigor, la cual será requerida por el Tribunal calificador en dicho acto, no siendo admitidas licencias que se encuentren en estado de tramitación o cacudadas, conllevando la exclusión del proceso selectivo.

Para superar la totalidad de las pruebas de aptitud es necesario obtener la calificación de apto en cada uno de los ejercicios que las componen, no pudiendo realizar un ejercicio sin haber superado los anteriores.

Finalizadas las respectivas pruebas de aptitud, los aspirantes que hayan superado la totalidad de las pruebas serán declarados aptos por Acuerdo del Tribunal calificador, que se hará público mediante Resolución de la Dirección General de la Guardia Civil, a través de su publicación en el «Boletín Oficial del Estado», la cual se encontrará igualmente disponible a los usuarios en los lugares señalados en la convocatoria.

La superación de estas pruebas habilitará para el ejercicio de las funciones de director-instructor de tiro del personal de Seguridad Privada, previa expedición de la acreditación correspondiente en el expediente que se instruya a instancia de los propios interesados.

La vigencia de la habilitación estará condicionada al mantenimiento de los requisitos exigidos para su obtención.