Sala de PRENSA

La Guardia Civil impide la exportación ilegal de muebles históricos que habían pertenecido a Carlos IV y dos pinturas del Barroco mejicano

Guardia Civil

madrid, 05/01/2000

*La Operación, realizada en colaboración con la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales del Ministerio de Educación y Cultura, ha permitido la recuperación de un sofá que había pertenecido al Rey Carlos IV y dos valiosas pinturas del Barroco mejicano de gran valor histórico y económico.

La Guardia Civil, ha detenido a una persona y ha imputado a otras cinco por un presunto delito de contrabando de obras de arte y apropiación indebida de muebles históricos que habían pertenecido a Carlos IV, así como diversos cuadros del barroco mejicano.

Las actuaciones tuvieron lugar en dos operaciones diferentes llevadas a cabo por el Grupo de Patrimonio Histórico de la Unidad Central Operativa, en colaboración con agentes del Cuerpo de Madrid y Guipúzcoa.

La Guardia Civil tuvo conocimiento de estos hechos a raíz de un requerimiento de la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales del Ministerio de Educación y Cultura, que advertía sobre la posibilidad de un intento de exportar ilegalmente diversos bienes catalogados de exportación prohibida. El citado Departamento ha estado en todo momento colaborando con los investigadores para culminar con éxito las recuperaciones.

La primera de las operaciones se llevó a cabo en Madrid, donde se recuperó un sofá de madera tallada y policromada, con tapicería original, con unas dimensiones de 98X147X83 cms., que formaba parte del conjunto de mobiliario realizado en 1.802 por el Real Taller de Ebanistería, para uso del Rey Carlos IV y su esposa Dª María Luisa, con motivo de la estancia de los Reyes en Barcelona.

Este sofá había sido declarado inexportable por el Ministerio de Educación y Cultura y había sido incluido en el Inventario General de Bienes Muebles por la Consejería de Cultura de la Comunidad Autónoma de Madrid. Este mueble fue subastado en mayo de 1996 y adquirido por una anticuaría de nacionalidad francesa, que lo dejó en depósito en manos de un intermediario residente en Madrid durante más de dos años.

En el mes de diciembre, la propietaria, haciendo caso omiso de la declaración de inexportabilidad del mueble, contrató una empresa de transportes internacionales para su posterior traslado a una galería de arte de París (Francia), hecho que fue impedido por la Guardia Civil, al constituir un delito de contrabando.

En la segunda actuación se incautaron dos pinturas, óleo sobre lienzo, del siglo XVIII, pertenecientes al Barroco Mejicano, del artista Miguel Cabrera (Tlalixtac, Oaxaca 1695 - Ciudad de México 1768), tituladas "Tránsito de la Virgen" y "Desposorios de la Virgen". Estas obras habían sido declaradas también inexportables, ya que constituían dos de las escasas muestras de este estilo procedentes de América existentes en nuestro país.

Antes de que el Estado español se hiciera cargo de estos cuadros, el coleccionista mejicano que las tenía en su poder pretendió sacarlas ilícitamente de nuestro país, primero a Francia y después a Estados Unidos, con el fin de burlar los controles aduaneros.

Las investigaciones de la Guardia Civil consiguieron la localización y la incautación de las pinturas en Irún, procediéndose a la detención de F. B.A.A. de 51 años edad en Madrid, como presunto autor de un delito de contrabando de obras de arte y otro de apropiación indebida, así como la imputación de otras cinco personas por los mismos hechos.

Para más información dirigirse a la Oficina de Prensa de la Guardia Civil en el teléfono 91 5146010.

Existen fotografías a disposición de los medios que lo deseen en la página WEB de la Guardia Civil

www.guardiacivil.org

Madrid, 5 de enero de 2000

El Ministerio en Twitter
@interiorgob